Cómo llegué a BaanTu

Cómo llegué a BaanTu

Me han preguntado algunas personas cómo llegué y por qué me interesó BaanTu. Aquí os dejo este pequeño cuento, para ilustrarlo.

Comencé a usar el software en línea de BaanTu hace varios años, como tantos otros estudiantes, exploradores o curiosos del ingente Sistema de Diseño Humano (SDH). De BaanTu me llamó inmediatamente la atención su software, que ofrecía, ya entonces, a un precio asequible, una tremenda funcionalidad. Pero no fue hasta 2014 cuando empecé a interesarme seriamente por su mensaje particular, como una mutación válida y lúcida del mensaje original de aquel otro sistema. Leí los libros ( hoy retirados del mercado: Human Design 2.0 y Cómo leer una Gráfica) que Steve Rhodes, fundador de BaanTu, había publicado por entonces en inglés. Reflejaban su propio proceso paulatino de depuración de lo aprendido en la escuela de Diseño Humano (SDH) con  Ra Uru Hu como su maestro.

Steve no es el tipo de alumno ni de persona que repite lo que le dijo un maestro sin testar la validez de la información. No busca hacer entrar con calzador la práctica en la teoría, sino todo lo contrario. Lo que no funciona en la práctica, lo descarta. No es un creyente ciego en nada y, por ello, aporta valor al mensaje en el sentido de que lo dota de una estructura ligera, sólida y práctica, enfocada en la experiencia. lo consigue al desnudar y someter lo recibido, a un cuidadoso testado no sólo sobre sí mismo sino en muchos clientes que han recibido sus lecturas.

Cada vez me sentí más atraída por BaanTu. Tenía mucho que ver con mi propia percepción de cuáles eran los puntos vulnerables del SDH, aquellos que nunca me hicieron click, que me distraían de lo esencial y me llevaban constantemente a anclarme en el territorio de la mente y la confusión que todo ello trae, especialmente para un ser receptivo como yo. Tanto fue así que decidí tomarme un tiempo y una distancia prudencial de todo lo que tenía que ver con aquel conocimiento, aún reconociendo su valor intrínseco y la resonancia que había allí para mí. Sin embargo, regresé a él por varios caminos y diversas sinrazones. Cosas del Programa y de la lúcida dirección que me aportó un querido amigo y despierto ser humano. En la versión mutada y mutante que es ahora BaanTu me sentí mucho más cómoda: una estructura sencilla, que aporta profundidad, claridad, y coherencia con el mensaje original, incluso más que la propia escuela oficial en muchos casos.

Yo venía de un largo e intenso viaje de exploración por otra escuela mutante del mismo SDH, Las Claves Genéticas, investigación que había llegado a su fin para mí. Durante los años 2017 y 2018 participé en los programas académicos de BaanTu, en inglés, con Rhodes. No me interesan especialmente los Certificados en este tipo de materias y conocimientos. Me interesa la investigación, la exploración activa y despierta que aporta un valor añadido y que vive en el pulso de la mutación permanente.  La Academia de BaanTu fue una excelente manera de entrar en ese contexto de exploración abierta a la crítica del conocimiento inicial. Apreció de Rhodes su precisión en la transmisión del mensaje, la falta de vanidad y de apego con que lo transmite, así como su capacidad de desmitificar, desmontar y reorganizar algunos conceptos del SDH, poniendo por delante lo que es constante y por lo tanto, de más valor en la contemplación. 

Tomado de El Código de Dios, de Steve Rhodes

En aquel encuentro con la Voz le fue otorgada a Ra una explicación cosmológica de cómo funciona el Programa del Universo, de la vida y de lo que pasa con nosotros, los humanos, en todo eso. Habla de comienzos y finales. Lamentablemente no se le ha dado ni prioridad, ni importancia a la Cosmología en la escuela oficial, especialmente en lengua española, que va más retrasada, respecto del mundo anglosajón, que aquella en lo que respecta a la transmisión de muchos materiales y niveles de conocimiento, especialmente de los “cursos grises” como los llamaba Ra.  Pero para esos pocos, es un mensaje vital. Era mucho más fácil cómodo vender el SDH, creado por él, que transmitir el mensaje recibido de la Voz, de vital importancia para tantos, especialmente en estos días..  Pero el mensajero no es la Fuente, no lo olvidemos. De ahí que nuestro sistema de discernimiento individual sea la mejor guía para movernos por el mundo, más allá de las creencias propias o ajenas.

Otra razón por la que apreció BaanTu es porque aporta un valor fundamental a la natural mutación de un conocimiento, en un momento de la historia donde tenemos la última oportunidad de ser humanos: humana y sencillamente humanos, cada uno en nuestra diferencia.

Conocer las bases de esta Cosmología del Rave, la base del SDH, es relevante para la aceptación y el despertar a la propia diferencia en este momento evolutivo de la Tierra, de la humanidad. A menos de diez años del mítico año 2027 me parece fundamental contribuir a la divulgación de aquel mensaje. Los aspectos sobre la muerte y el tránsito desde nuestra bioforma, cómo abordar la llegada y la convivencia con la nueva especie y los cambios en cómo nos afectará la mecánica de el Programa son los tres puntos prácticos, fundamentales, que todos deberíamos comprender. También y, sobre todo, porque lo primero es lo primero, y el orden cósmico es algo que nos conviene honrar, ya que vivimos en este cosmos, con sus reglas y movimientos. El hacerlo nos aporta coherencia y claridad. La Cosmología del Rave es el origen del SDH, se honra profundamente en BaanTu y se explica sencillamente en uno de los libros de Rhodes, La Profecía de Ra Uru Hu.

A finales del 2018 comencé el proceso de traducción del libro de Steve Rhodes, El Código de Dios, que en febrero de 2019 ha visto la luz para el mundo de habla hispana.

BaanTu 2.0, el software, y El Código de Dios, son el espejo del momento de destilación al que ha llegado Steve Rhodes hoy. BaanTu 2.0 ya no es el SDH ni una versión. Es otra manera de leer la misma (casi) Gráfica basada en un respeto profundo por el orden original en que funciona nuestra diferencia.  Yo tampoco soy creyente ciega en ningún sistema o enseñanza. Sin ser perfecto, ni ser la única respuesta ni, por supuesto, la única verdad,  BaanTu se alinea con la realidad cosmología que estamos viviendo y en la que es vital que exploremos profunda, individual y vivencialmente, momento a momento.

Por eso mis Lecturas de la Gráfica de BaanTu se llaman Lecturas extendidas de BaanTu (SIMMS) y las llevo ofreciendo durante algunos meses ya entre mis servicios. En ellas incorporo acordes esenciales que, desde mi experiencia, se han perdido en la última fase de depuración que ha hecho Rhodes desde Human Design 2.0 hasta BaanTu 2.0 y que, a algunas personas, no a todas, ni en todo momento, les resultan pueden resultar muy esclarecedoras. También amplio la lectura en la dimensión de las mecánicas emocionales y de los potenciales laborales o colaborativos, para quien estos aspectos son de interés o de valor en un momento determinado.

La Gráfica de BaanTu es excelente, también, para Lecturas de una Relación. Ofrece una riqueza de matices y pistas claves en lo que respecta a los potenciales y las vulnerabilidades en una relación. Una información  valiosa para darse cuenta y honrar lo que es, tal y como sea, en cada uno de nosotros y de nuestras relaciones.

Si estás interesado en alguna de ellas, conecta conmigo. A partir de comienzos de abril de 2019, estaré disponible, y ya hay lista de espera. No es un servicio que ofrezco de forma continuada, pues exige de mi tiempo y energía, aunque me encanta hacerlas. Si te interesa, ponte en lista.

(C) Victoria Malvar, 2019
Graduada por la Academia BaanTu 2.0 (2017, 2018)
Traductora al español de los libros de Steve Rhodes
WEB: www.baantu.com
@LaProfecíaDeRaUruHu (FB) / @BaanTuenespanol (FB) /  #BaanTuES (INSTAGRAM)

El asombro ante el espejo BaanTu 2.0

Una de las mejores maneras para adentrarse en el libro-espejo de tu propia naturaleza, que es EL CÓDIGO DE DIOS, y el Software asociado, BaanTu 2.0 es recibir una Lectura de tu Gráfica de la mano de alguien que tenga experiencia suficiente y un conocimiento adecuado de la materia. Ayuda a no perderse en reflejos ajenos y/o condicionados y a descubrirse con naturalidad. Por eso una Lectura de la propia Gráfica con un Graduado por la Academia BaanTu es, a menudo, un excelente catalizador de la comprensión.
 
Otros, sin embargo, prefieren ir adelante leyendo el libro y usando el software. Se demorarán más tiempo en encontrar la información que no está expresamente escrita en los párrafos del libro, pero que está disponible a simple vista en la Gráfica para quien sabe cómo poner en conexión la información que no es evidente, ni lineal y que surge del diálogo entre símbolos, datos, tránsitos, centros, números y colores.
 
Como todo espejo, BaanTu nos ayuda a darnos cuenta de lo que hay. Y lo hace en cada momento, por eso, despacito, nos va conduciendo a una comprensión cada vez más profunda de nuestra función y nuestro encaje en el engranaje cósmico.
 
BaanTu es un herramienta espejo, sin juicio, con el potencial de desarrollar autocompasión y compasión por los demás, y de facilitar el fluir de las relaciones y de nuestras vidas.
 
Es muy gratificante para mi, días como hoy, en que recibo el comentario de una persona a la que realicé una Lectura extendida de su Gráfica de BaanTu (SIMMS) y me cuenta lo bien que se siente en su piel, sin necesidad de justificarse, ni traicionarse. Su propia naturaleza se va relevando y poniendo en primera fila desde que recibió la Lectura de BaanTu, porque se ha permitido estar en sintonía con el reflejo que ha recibido. Y al hacerlo, ha encontrado coherencia, fluir y relajación en ello.
“ Después de escuchar los audios muchas veces y del encuentro en línea he podido sentir en las palabras de Victoria un profundo resonar con muchas verdades de mi interior que hasta ahora estaban veladas y ocultas, y me ha servido para empezar a ver con claridad muchos aspectos de mi Ser que por no conocerlos en el pasado me produjeron desconcierto y pesar, por sentirme diferente o incomprendido.
Del mismo modo, siento que, con este proceso guiado por Victoria, estoy accediendo a un nuevo nivel de sabiduría, de mi propia sabiduría, de aquella con la que el Todo me dotó, lo cual me hace sentir vibrante y emocionado por entrar a esta aventura de autoconocimiento real y práctico que me empodera para seguir con mas paz, poder y equilibrio navegando el Océano de la Vida”
Dani
No hay nada mejor que honrarse a si mismo y la propia diferencia, tal como cada uno sea. Si ese paso, la vida carece de un sentido profundo y tampoco se puede reconocer la diferencia de los demás.
Finales

Finales

 

La muerte del día explota en colores y belleza.

Si pudiéramos mirar cada muerte,
cada final,
con los mismos ojos,
libres de juicio, con los que miramos una puesta de sol
o un atardecer,
¡cuánta sabiduría, cuánta hermosura y aceptación
se revelaría para cada uno de nosotros al hacerlo!

(C) 2019, Victoria Malvar
Sherpa de Vida www.victoriamalvar.com

 

La etiqueta no es una credencial en BaanTu

La etiqueta no es una credencial en BaanTu

La etiqueta no es una carta de presentación. En BaanTu 2.0 no hay espacio para las categorizaciones, ni para encasillarse. Interesa más la mutación, el cambio, la h el aquí y el ahora. Es una característica que aprecio mucho de BaanTu en contraste con la tendencia a la que invita el formato de lectura de la misma Gráfica en el SDH (Diseño Humano)
 
Un espejo ofrece imágenes diversas de la misma persona, de acuerdo con el momento en que se asoma a él. El etiquetado y la categorización van en dirección opuesta a la visión expansiva y el desarrollo del sendero individual. Se fundan en una imagen del pasado que ya no volverá, que es la impronta de nacimiento y se amarran a ella. Pero esa Gráfica con la impronta de nacimiento, a la que no quiero quitar importancia, pues la tiene, es sólo la estructura base, los cimientos de la propia mutación. Lo que no muta, muerto está.
 

No hay nada más triste para mi que escuchar a alguien que se me presenta así: “Soy un Generador Manifestante, Perfil 5/1, Definición simple, con la Cruz del Angulo Izquierdo de la Distracción” O “soy un manifestador emocional” o mi ola es así o asá… Muchas personas encuentran en estas categorías justificación para lo injustificable. Se amparan en ellas, en vez de integrarlas y, eventualmente, trascenderlas.

En DH es habitual presentarse con credenciales de este tipo: esto es lo que soy, esto es lo que me define, este es mi no-ser (como si hubiera un “yo” de primera y otro de segunda clase) En BaanTu no se contempla la idea de no-ser. No hay nada que arreglar en nadie: sólo hay cosas que comprender profundamente, o no. A menudo, algunas de las personas que se aferran a estos marchamos, no saben exactamente lo que significan, ni tienen una visión de conjunto de su diferencia y sus mecánicas pues no lo han experimentado: sólo se lo han aprendido. No han experimentado como esas categorías y descripciones se afectan unas a otras y se transforman en algo más, momento a momento. Se han comprado el paquete definiciones y se sienten seguros cumpliéndolas, al dedillo… o no. Pero la etiqueta, entendida así, solo nos estanca y nos victimiza. Estas etiquetas clásicas de DH y cualquier otra etiqueta.
 
Es justo cuando dejamos de lado esa supuesta seguridad o zona de confort de la etiqueta, que se despierta la propia capacidad cognitiva. Por eso las categorías de DH o de cualquier sistema de creencias no garantizan que uno se conozca a sí mismo, que se dé cuenta de quién es, ni que haya conectado con su propia visión y cognición. Garantizan, a menudo, como cualquier categorízación, todo lo contrario.

El espejo, momento a momento, sin categorías a priori y sin culpa que te ofrece BaanTu 2.0, tampoco garantiza una expansión cognitiva, una evolución consciente ni que te des cuenta de qué va todo esto de “vivir la propia diferencia”, pero al menos, no te ofrece a priori definiciones  a las que agarrarte mentalmente como a un clavo ardiente, sino vías de exploración abiertas a una profundización y a un verdadero enriquecimiento.

Más allá de las etiquetas y los marchamos está esperándonos el despertar. Asentado en las categorías es imposible que suceda. Obtén tu Gráfica y empieza a explorar tu diferencia desde la mirada abierta de BaanTu 2.0 de la mano del libro guía explicativo de este software, El Código de Dios, de Steve Rhodes. También puedes solicitar Lecturas:


(C) Victoria Malvar, 2019  / Sendero de Individuación
Graduada por la Academia BaanTu 2.0 (2017, 2018)
WEB: www.baantu.com
@LaProfecíaDeRaUruHu (FB) / @BaanTuenespanol (FB) /  #BaanTuES (INSTAGRAM)

Rosa y verde en BaanTu 2.0

Rosa y verde en BaanTu 2.0

Eres diferente. No hay nadie como tú en el mundo. ¿Sabes cuánto te pareces a ti mismo, a lo que es tu Diseño original?

La Gráfica individual obtenida con el software BaanTu 2.0, –antes de ser enriquecida por la información de los tránsitos o las relaciones, que la modifican constantemente– nos ofrece una información increíble sobre lo que constante en uno mismo, minuto a minuto. Describe, sin palabras, la huella digital que construye tu diferencia. BaanTu es un espejo de tu naturaleza. Aquí está, por si eliges mirarte en él, o no. No hay nada que cambiar, sólo hay que aceptar compasión el propio Diseño que muestra este espejo, o no.

Hay dos colores que tiñen las Entradas, Canales y formas (Triángulo, Hexágono y Círculo), que nos cuentan mucho sobre cómo te construyó el Universo para que pudieras cumplir tu misión con precisión en el vasto espacio de la consciencia universal; esa consciencia que se está probando y evolucionando constantemente a sí misma, a través de ti, de mi, de todo.

Lo inmutable en ti es la brújula fiable para que puedas navegar adecuadamente en los tránsitos, los encuentros y los desafíos de la vida. El color rosa de la Gráfica nos indica todo lo que es inmutable en relación con el Cuerpo. El color verde, por su parte, nos habla de lo inalterable en la correspondiente zona de la Mente. Cuando observamos el Cuerpo estamos hablando del vehículo con el que nos movemos por el mundo; pero también nos referimos, en BaanTu, a todo lo que tiene que ver con la interacción física y material de ese organismo: los entornos y las personas que son más adecuados, todo lo que comporta nuestra relación con la materia, la nutrición, el movimiento, lo físico, etc. La Mente, por otro lado, determina nuestra motivación, nuestra propia perspectiva única para filtrar la información y ver el mundo, que se refleja en lo que decimos, pensamos, reflexionamos… todo lo que no tiene que ver con lo material.

Cuerpo y Mente en BaanTu

Una suerte de tensión creativa, consciente, entre estos dos aspectos de nuestra naturaleza, Cuerpo y Mente podría llevarnos a expandir la cognición hasta límites insospechados. Eso significa entrar en el engranaje de la evolución conscientemente, despertar y encontrar el propio modo, el genuino y preciso para nosotros, de eso que llamamos meditar, que va incluido de fábrica en el propio diseño. No, no tiene nada  que ver con técnicas o sistemas que puedas aprender ahí afuera, zen, mindfulness, etc. Al alinearnos con el propio diseño entramos en un diálogo directo y silencioso con el Universo, en la mutación que sucede momento a momento, en el Orden Universal.

Es necesario conocer y honrar profundamente estas dos partes, Cuerpo y Mente, por este orden. La consecuencia de ello, de vivir desde tu diferencia, acarrea un refinamiento de las mecánicas que te mueven, más allá del condicionamiento estratégico, cultural, familiar, social, religioso, económico, etc…. al que hayas estado sometido. Explorar la Gráfica individual de BaanTu puede conducir al abandono de los patrones homogeneizados y ancestrales que ya no sirven, que sólo pesan y lastran, en este momento cumbre de la historia de la humanidad.

Para entender más sobre tu Gráfica, puedes comprar el libro El Código de Dios,de Steve Rhodes,y comenzar la exploración. Regístrate en BaanTu y accede a tu propia Gráfica sin costo.
Si lo deseas puedes solicitar una lectura de tu Gráfica de BaanTu individual o mirar en una relación (de pareja, padre-hijo, amigos, laboral…) A partir de la mitad de marzo de 2019 estoy disponible para Lecturas.
Desde ya puedes hacer tu reserva y garantizar tu turno, si no quieres esperar mucho.
Me estoy dedicando en cuerpo y alma hasta entonces a la traducción del siguiente título de Steve Rhodes, La Profecía de Ra Uru Hu. Un libro apasionante y muy diferente, la pareja perfecta para encajar el espejo que te muestra BaanTu 2.0 en la correcta perspectiva cosmológica y ampliar la propia visión.
(C) Victoria Malvar, 2019, Sherpa de Vida en el Sendero de Individuación www.victoriamalvar.com

El Código de Dios. Encontrarte a Tí mismo

El Código de Dios. Encontrarte a Tí mismo

Acaba de ponerse a la venta en Amazon, en español, en libro de Steve Rhodes, El Código de Dios, con mi traducción. Elige la tienda local de tu país en Amazon para conseguir los mejores precios y la más rápida distribución en tu zona. Está disponible como libro de bolsillo y en formato Kindle e-book. La traducción del La Profecía de Ra Uru Hu, del mismo autor, ya está en marcha y pronto disponible. Os mantendré informados. Este otro título es el par perfecto para una comprensión profunda de tu propia naturaleza y de lo que está pasando y va a suceder en el mundo en un futuro próximo, cercano.

En las próximas semanas iré compartiendo en diversos artículos en este mismo blog reflexiones, experiencias, relacionadas con lo que este libro y el software de BaanTu 2.0 pueden aportar a tu Sendero de Individuación, que es mucho, dada su practicidad, sencillez y accesibilidad. Más ahora que tenemos el libro disponible en nuestra propia lengua.
Síguenos también en FB @BaanTuenespanol

Os dejo más abajo este texto mío, Encontrarse a si mismo
Considéralo una invitación a transitar tu propio Sendero de Individuación, a encontrarte libre de cargas en el espejo que te ofrece BaanTu 2.0 y quizás, a tener conmigo una sesión de introducción a tu propia naturaleza esencial, en la que te ofreceré mi mirada sobre ese espejo: tu fiel reflejo, si crees que puede serte útil al comienzo de tu propio camino.

“No eres una moneda de un Euro. Encontrarte a ti mismo, no es como meter la mano en el bolsillo de una vieja chaqueta que estaba en el fondo del armario y llevarte una sorpresa. No funciona así.

No estás perdido en un viejo armario. Sólo estás despistado de tu propia naturaleza. Tu verdadera esencia, tu cognición única y original ya están ahí contigo, desde el comienzo; sólo están enterradas bajo el condicionamiento cultural, social, familiar, religioso, político, espiritual… todas esas opiniones y maneras de hacer ajenas, que sin provenir de tu  espacio interior, se hicieron tuyas mecánicamente. Se hicieron contigo.

Por ello llegaste a conclusiones inapropiadas sobre ti y para ti, ya desde niño, sobre tantos aspectos de la vida y del mundo. Te convertiste, sin saberlo, en un creyente ciego y acabaste pensando que eras otra cosa diferente de lo que eres.

Encontrarte a ti mismo es el regreso definitivo a tu propia y genuina diferencia. Encontrarse consiste en desaprender, excavar, destilar, dejar de hacer, comenzar a ser, volver a pensar y sentir por uno mismo, desde el cuerpo, con el cuerpo, en el cuerpo, en primer lugar.

Encontrarte contigo mismo es recuperar el recuerdo de tu ser original, de lo que eras y eres, de lo inmanente en ti desde antes que el mundo te pusiera sus condicionadas manos encima.

Hace falta un buen espejo y valor para dejar ir para concretar ese esperado encuentro. La consecuencia de encontrarse con uno mismo es Ser, convertirse en pura compasión en acción, para uno mismo y para el Universo. Ponerse en su sito es ponerse en Orden”

© Victoria Malvar, 2019 www.victoriamalvar.com Sherpa de Vida en el Sendero de Individuación